Tips para una buena estrategia de Transformación Digital Móvil

El verano, con la bajada del pico de trabajo, es buena época para descansar y desconectar, y también para establecer estrategias con las que acometer la nueva temporada de la empresa y comenzar ese proceso de transformación digital móvil que hemos ido postergando durante el año por falta de tiempo.

Si te encuentras en esta situación, deberías tener en cuenta un serie de aspectos para llegar a conseguir tu objetivo:

1.- Identificar el proceso o los procesos que generan más atascos en tu empresa. Suelen ser tareas repetitivas, que suelen consumir mucho tiempo, y que consisten en duplicar la información una y otra vez. Destacamos las más comunes tareas que quitan más tiempo.

  • Recopilar información de campo en papel
  • Volcado de estos documentos a un ordenador de la oficina
  • Posible volcado de esta información también a un CRM, en el mejor de los casos.
  • Posible volcado de esta información a un excel compartido de la empresa.
  • También es habitual perder mucho tiempo en la búsqueda de estos documentos, información, listados o material necesario para continuar con la siguiente tarea. Estos documentos suelen estar guardados en distintas ubicaciones y no recordamos con exactitud.

2.- Reflexionar si mi equipo de trabajo tiene las herramientas necesarias para mejorar en productividad:

  • ¿Tiene mi personal en movilidad tablet o móvil para reportar información de campo al momento?
  • ¿Tiene mi equipo de trabajo un sistema centralizado donde consultar información importante sobre clientes, productos asociados o historial de comunicaciones?
  • ¿Cómo lleva el seguimiento sobre las rutas, las tareas, las visitas realizadas y todo el servicio de captación y postventa al cliente?

3.- Reflexionar si hay una comunicación fluida entre mi equipo de trabajo con la dirección de la empresa y viceversa.

  • La manera de establecer objetivos periódicos (semanales, quincenales o mensuales)
  • ¿Tenemos el síndrome de las reuniones interminables e improductivas?
  • ¿Son efectivas estas reuniones para establecer objetivos y realizar seguimiento?
  • ¿Hay sinergias entre departamentos para que se puedan comunicar y enriquecerse mutuamente?

4.- ¿Cómo llevo la captación, comunicación y servicio postventa con mis clientes?

  • ¿Cómo accedo a la información e historial de cada cliente?
  • El personal de atención al cliente, ¿tiene herramientas que les permita realizar su trabajo de manera personalizada?
  • ¿Tiene mi empresa un proceso establecido, optimizado y automatizado en cada atención o demanda del cliente?
  • ¿Hay definido un proceso de captación de cliente?

Por la experiencia con nuestros clientes, muchas pymes no tienen establecidos procesos definidos en sus diferentes departamentos. Normalmente, van “apagando fuegos” y se ven arrastrados por el día a día, reaccionando sobre la marcha. Con la implantación de herramientas tecnológicas, se establece un orden y una serie de procedimientos que ayudan a introducir en la empresa una disciplina de trabajo. Esto se traduce en mejor organización, mayor automatización y productividad.

Así que si tenemos en cuenta estos puntos podemos establecer un roadmap de objetivos de cara a septiembre. Pero lo más importante es identificar el proceso o los procesos que nos quitan más tiempo. Si hacemos un cambio, por pequeño que sea, será un gran cambio en el día a día, que nos ahorrará mucho tiempo, y nos hará más productivos.

Pero por encima de todo, nunca hay que olvidar el punto más importante:

 Involucrar y Formar al equipo de trabajo: sin este punto, nada de lo que hayamos planeado hacer tendrá éxito. Cualquier proceso de cambio en la empresa debe contar con la colaboración del departamento de RRHH.

No se trata tanto de introducir herramientas tecnológicas sin ton ni son, sino de un cambio cultural en la empresa que debe llevarse a cabo desde todos los departamentos. Y para ello, la dirección deberá hacer ver a su equipo las ventajas de este cambio e involucrar a este personal en todas y cada una de las fases de esta transformación digital móvil. Ningún cambio es posible sin la suma de todas y cada una de las personas de la organización. Y esto sólo se puede llevar a cabo con una buena comunicación, formación continuada y progresiva y un plan de cambio bien organizado.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *